jueves, 18 de septiembre de 2014

En primera fila
                        ¡La “cloaca” legislativa!
                                                           Por Luis A. CABAÑAS BASULTO*
A cerca de mes y medio de que la legisladora federal de Movimiento Ciudadano, Zuleyma Huidobro González, destapara UNA de las “cloacas” de la Cámara de Diputados y convirtiera ésta en centro de polémica por “balconear” a sus homólogos de haber recibido sobornos por sus votos, la controversia siguió la semana anterior, cuando  los afectados pretendieron revertirlo contra el coordinador de esa bancada, Ricardo Monreal Ávila.
La funcionaria había denunciado la entrega de millonarios recursos “para o cuando” se aprobaran las reformas estructurales en materia laboral, de telecomunicaciones, energética, financiera y fiscal, pues en revisión de informes semestrales de los siete partidos de la Cámara, de septiembre de 2012 a febrero de 2013, cuando se aprobó la reforma laboral, PRI, PAN, PRD, Verde y Panal recibieron de forma extraordinaria 77 millones 800 mil pesos.
Abundó que, como en las demás entregas especiales extraordinarias, Movimiento Ciudadano y PT no recibieron nada en diciembre, cuando se aprobó la reforma fiscal y la energética, y que de septiembre de 2012 a febrero de 2014 sumaban 302 millones 634 mil pesos, a los que agregó un informe cuatrimestral que se entregó a la Junta de Coordinación Política, donde figuraban subvenciones especiales por 56 millones 568 mil pesos para esos cinco partidos, para un total de 359.2 millones de pesos.
Para rematar, consideró que, de sumarse las subvenciones oficiales de cada bancada a las extraordinarias, de septiembre de 2012 a la fecha sumaban mil 843 millones 996 mil pesos.
En contraataque a Movimiento Ciudadano, los partidos acusados, a su vez, refutaron que aquél había recibido 40 millones de pesos, de los cuales 25 millones correspondían a subvenciones ordinarias y 15 millones por “·subvenciones extraordinarias”, mejor conocidas como “bonos” que, “coincidentemente” se depositaron en la misma fecha o días posteriores a que se aprobaran las reformas estructurales.
La diputada Zuleyma Huidobro indicó que Movimiento Ciudadano había devuelto 15 millones de pesos y preguntó cuándo lo harían los demás partidos, ya que el PRD había recibido 129 millones “extraordinarios”; el PAN, 136 millones; el PRI, 258 millones; el Partido Verde, 54 millones, y el Panal. 17 millones de pesos.
En efecto, Monreal Ávila dijo que su partido recibió 15 millones que intentó regresar hasta en seis ocasiones a la Junta de Coordinación Política de la Cámara bajo su estricta responsabilidad, por lo que está depositado y no se trate de pantomimas, aunque se niegan a aceptarlo y le piden cancelar el cheque para la Tesorería General de la Federación.
Su correligionario Ricardo Mejía Berdeja le refrendó su apoyo en esa decisión, ya que las subvenciones extraordinarias son ilegales, aunque cada diputado debería preguntarle a sus coordinadores en qué gastó las decenas de millones de pesos que recibieron por ese concepto, pues no llegó ningún centavo a ninguna cuenta personal, según está acreditado, al igual de que cada coordinador recibió esa subvención.
Ante la airada reacción de los beneficiados, al igual que Monreal Avila les pidió no enojarse, simplemente regresar el dinero, o bien decirle al pueblo de México que no lo harán.
Irónicamente, ante esta batalla de dimes y diretes, las crónicas de las agendas legislativas de todos los grupos parlamentarios hablan de transparencia y combate a la corrupción, aunque el buen juez por su casa empieza, y en esa Cámara no se ha hecho lo conducente.
La gente sabe hoy que todas las reformas de Enrique Peña Nieto y del Pacto por México fueron producto de la corrupción, servilismo parlamentario y traición a la patria. Ése es el precio de las reformas que están hundiendo al país y ésa, curiosamente, es responsabilidad política de la Cámara de Diputados.
En relación con el dictamen para adecuar el tiempo de la revisión de la Cuenta Pública al 31 de octubre del año siguiente al de su presentación -hablando de corrupción y falta de rendición de cuentas- el propio Poder Legislativo ha sido omiso en el proceso de revisión de las Cuentas que se ha truncado en la Cámara.
En este sentido, aunque Usted no lo crea, las Cuentas de los panistas Vicente Fox (2003, 2004, 2005 y 2006) y Felipe Calderón (2010 y 2011) ¡no han sido dictaminadas!, lo que da una idea de la opacidad, impunidad y falta de una adecuada rendición de cuentas.
Y de ahí que, cuando los legisladores hablen de “Comisiones de Anticorrupción”, la población no vea más que más organismos “tapadera”, como es el caso del Instituto Federal de Telecomunicaciones, que decidió no presentar controversia constitucional contra la ley secundaria en materia de telecomunicaciones, o bien como el IFAI o la Comisión de Derechos Humanos, que no presentaron acciones de inconstitucionalidad.
Por eso creemos que si realmente existiera voluntad de combatir a fondo la corrupción debieran dictaminarse las Cuentas que faltan de Fox y Calderón, aunque habría que estar muy pendientes de la primera de Peña Nieto, ya que, nos preguntamos, ¿De qué sirven tantos recursos que gasta la Auditoría Superior de la Federación -más de mil 800 millones de pesos- si sólo es “elefante blanco? ¿De qué sirven las agendas de los diputados con el tema de corrupción si siguen recibiendo canonjías ilegales?
Por cierto, ¿sabía Usted que el Instituto Nacional Electoral (INE), de manera totalmente aberrante, trató de sancionar a Monreal Ávila por presentar el libro “El robo del siglo, la privatización del petróleo”? Éste es el grado de cinismo y corrupción del régimen y vienen más negocios, más corrupción, como el aeropuerto de la Ciudad de México, se dice a gritos, un negocio de Peña Nieto con Carlos Slim, y ahí seguirán los “negocios” con la reforma energética.
¿Y cómo resolver este problema si hay “mochadas”, entregas y subvenciones que debería explicar cada coordinador, tal y como fue el caso de Monreal Ávila por Movimiento Ciudadano? ¡Un enorme elogio para un pequeño partido, al que deberían envidiar los partidos “gigantes”!
PD No podíamos dejar de sumarnos a la profunda pena que embarga a familiares y amigos de quien fuera compañero de trabajo nuestro, el periodista Alberto Echazarreta, quien falleció víctima de cáncer tras una segunda, infructuosa lucha que lo llevó a los brazos de nuestro Creador. Descanse en paz y que Dios lo tenga en su santa gloria.  

(Permitida la copia, publicación o reproducción total o parcial de la columna con la cita del nombre de su autor)

*Luis Angel Cabañas Basulto, periodista yucateco avecindado en Chetumal, Quintana Roo, con más de 36 años de trayectoria como reportero, jefe de información, editor y jefe de redacción de diversos medios de información, también ha fungido como Jefe de Información de dos ex gobernadores y tres presidentes municipales, y publicado tres libros.


luancaba2003@hotmail.com                                                      leg_na2003@yahoo.com.mx                      http://facebook.com/luisangel.cabanas            luisangel.cabanas@facebook.com                               
@legna2003