jueves, 11 de agosto de 2016

¡De Ruiz Morcillo a Torres Llanes!


                                    Por Luis A. CABAÑAS BASULTO*
         Aunque no de manera tan severa, como ocurrió con el gobernador electo Carlos Joaquín González, los miembros del equipo de transición del alcalde electo de Othón P. Blanco, Luis Torres Llanes, también fueron objeto de una serie de cuestionamientos que, sin embargo, no trascendieron más allá de aisladas opiniones que no lograron capitalizar sus críticos.
         Al igual que en la mayoría de los casos, el munícipe aclaró que no todos los integrantes del grupo formarán parte del gabinete que reemplazará a la cuestionada administración de Eduardo Espinosa Abuxapqui, quien designó al Secretario General, Jorge Aguilar Cheluja, a quien se conoce como “el nuevo rico de Chetumal”, para encabezar la entrega-recepción.
         Contra lo que se esperaba, el tema de la cárcel para los que saquearon las arcas de la Comuna durante tres años no fue cuestionamiento recurrente durante la conferencia posterior a la presentación del flamante equipo, donde Torres Llanes recalcó que la falta de recursos no sería pretexto para faltar a sus compromisos con los othonenses.
         No obstante, anticipó que, como se temía, la vía del empréstito será de nueva cuenta la herramienta necesaria para sacar al buey de la barranca, en esta ocasión a través de Banobras, y a cuenta de las endebles participaciones municipales. Sea cual fuere el nombre, se trata de un nuevo endeudamiento.
         Por otro lado, pese a que la tradición de los gobernantes del PRI es prometer infantilmente castigo para sus antecesores, como fueron los casos del mitómano Carlos Mario Villanueva Tenorio contra Andrés Ruiz Morcillo, y del propio Abuxapqui contra el hijo del ex gobernador, habrá que esperar los resultados de las auditorías en puerta.
         Curiosamente el nombre de Ruiz Morcillo fue tema recurrente sobre la conferencia de quien fuera postulado  por la alianza PAN-PRD, ya que, como integrante de aquella administración, Torres Llanes incluyó a varios ex compañeros suyos como parte del equipo “Por un municipio digno”.
Sin embargo, contra lo que ocurrió con el equipo de Carlos Joaquín, el coordinador general, Israel Rodríguez Aguilera, no fue tan cuestionado como los colaboradores de aquél, los ex alcaldes de Benito Juárez y de Solidaridad, Julián Ricalde Magaña y Miguel Ramón Martín Azueta, respectivamente, o bien el propio coordinador estatal, Francisco López Mena.
A reserva de analizar más adelante las trayectorias y cuestionamientos sobre los nuevos funcionarios, algunos de ellos son pago de “facturas”, por ejemplo para el PRD, como la ex diputada local Jacqueline Estrada Peña, Enlace de Desarrollo Humano, quien siempre estuvo “alineada al PRI” y nadie la quiere en la ribera del Río Hondo, su Distrito en la XIII Legislatura.
Con todo, el más cuestionado fue el ex director de Obras Públicas Municipales de Ruiz Morcillo, ahora coordinador de Obra de Infraestructura Social y Mejora del Entorno Urbano con Sustentabilidad Ambiental, Roberto Chim Interián, a quien se le involucra en el frustrado contrato por las lámparas “Leds”, de las que se viene hablando desde hace más de 5 años.
Para quienes tienen buena memoria, Ruiz Morcillo firmó a principios de 2011 con el representante de “Avances Lumínicos Plus”, Fernando Zullaga, un contrato para la instalación de 25 mil 507 lámparas “Leds” en Othón P. Blanco, para lo cual la empresa invertiría 168 millones de pesos en luminarias, y restarían 559 millones para su mantenimiento y utilidad.
Cada lámpara costaría 550 dólares que, mismos que multiplicados por el total, sumarían 14 millones 28 mil 850 dólares, esto es cuando el dólar costaba 12 pesos, por lo que Avances Lumínicos Plus invertiría 168 millones 346 mil pesos, poco menos del 25% de los 728 millones de pesos que la Comuna se comprometió a pagar por 15 años.
Por su parte, la empresa se comprometió a sustituir las 25 mil 507 lámparas, conservar obras e instalaciones en óptimas condiciones, modernizar equipo de acuerdo con los adelantos técnicos, aunque no requirió nuevo cableado especial para las “Leds”, por lo que no se reflejó el ahorro en energía eléctrica.
Al presentar el proyecto el 29 de enero de 2011, Ruiz Morcillo dijo que no le costará ni un peso a la Comuna la sustitución de las 25 mil luminarias, pues todos los gastos estarán a cargo de General Electric, con el propósito de que el proyecto sirva como prueba y ejemplo para las demás ciudades.
Ratificó que las lámparas tendrían un periodo útil de 15 años, durante los cuales la Comuna no cambiará ninguna lámpara, además de contar con un seguro contra desastres naturales que haga necesario restituirlas, por lo que tampoco significarán costos para la Comuna.
En lo que constituyó un engaño para los othonenses, Ruiz Morcillo agregó que el costo en instalación, mantenimiento y sustitución de las 25 mil luminarias del alumbrado público por las “Leds” sería sólo de 656 millones de pesos, cuando que, en realidad, era de 728 millones.
En efecto, esto ocurrió por ocultar que en cada pago mensual a la empresa el contrato establecía que también se debía pagar el 11% de Impuesto al Valor Agregado (IVA)
Tras cinco años en que ambas partes se negaron a cumplir sus compromisos, sobre todo en el caso de Villanueva Tenorio, Espinosa Abuxapqui dijo que no podían obligarlo jurídicamente a pagar porque no habían cumplido con la total y correcta instalación, pero Avances Lumínicos Plus empezó los trámites para demandar a la Comuna por el pago de facturas atrasadas.
         Hasta donde se sabe, la demanda era por cerca de 300 millones de pesos, aunque no existía emplazamiento de pago, ni estaban en riesgo las participaciones federales de la Comuna, al menos no hasta ese entonces.
         Tal vez la participación de Chim Interián será sólo transitoria, para aprovechar sus conocimientos sobre el tema de infraestructura y obra pública, aunque en otros casos, como el del Enlace en Seguridad Pública, José Ricardo Marín Requena, no se sabe de otros candidatos a la Policía Municipal Preventiva, pese a su cuestionado paso por la Agencia del Ministerio Público Especializada para Adolescentes o como coordinador de Ministerios Públicos de la Procuraduría de Justicia del Estado.
         Hasta ahí las cosas, las “Leds” son tan sólo una piedra más en el zapato de Torres Llanes, cuya administración, en términos de acuerdos federales, sólo será de dos años que, sin embargo, con un adecuado desempeño, conforme a la nueva legislación, podría extenderse a tres años más.
         Es de esperarse que la conformación del equipo “real” de trabajo en las próximas semanas le permita continuar su “luna de miel con la población othonense. Como diría mi compadre, es muy buen chavo.

(Permitida la copia, publicación o reproducción total o parcial de la columna con la cita del nombre de su autor)

*Luis Angel Cabañas Basulto es Licenciado en Derecho egresado de la Universidad Autónoma de Yucatán, periodista residente en Chetumal, Quintana Roo, desde hace 29 años, con más de 39 años como reportero, jefe de información, editor y jefe de redacción de diversos medios de información, ha sido Jefe de Información de dos gobernadores y tres presidentes municipales, y publicado cuatro libros.

luancaba@hotmail.com                                                      leg_na2003@yahoo.com.mx                                 
luancaba.qroo@gmail.com                 
http://facebook.com/luisangel.cabanas            luisangel.cabanas@facebook.com                                
@legna2003                                                                 http://luisangelqroo.blogspot.mx