Ir al contenido principal
¡Tristes “golondrinas” del Congreso!


                                    Por Luis A. CABAÑAS BASULTO*
Quizá fueron las más tristes notas de “Las golondrinas” que hayamos escuchado en muchos años, y provinieron precisamente –aunque no lo crea Usted- de la Cámara de Diputados del Congreso de la Unión, y no precisamente por la despedida de sus legisladores en la LXII Legislatura, sino por el cínico, vergonzoso papel que desempeñaron bajo la batuta del sonorense Manlio Fabio Beltrones Rivera.
En efecto, salvo algunas, muy, pero muy contadas, respetables excepciones, los diputados se caracterizaron por su abierto desempeño bajo el mando del presidente de la República, cuyas iniciativas defendieron a capa y espada, contra los intereses del que juraron representar dignamente en la más alta tribuna del país: El pueblo.
Tal y como ocurrió en la mayor parte de su desempeño, la única oposición congruente con su papel -contra lo que se suponía- no fue la del PAN o el PRD, ya que optaron por defender los intereses de su bancada, que no de los mexicanos, o bien condicionaron su voto con “pactos” más allá del dominio del pueblo.
No, no fueron los verdaderos opositores, principalmente porque, sabedores que uniendo fuerzas pudieron imponerse al duopolio PRI-Verde, se caracterizaron por votar siempre uno en contra del otro, excepto, claro, cuando se trataba de apoyar alguna iniciativa que después cacareaban como proyecto suyo.
Aunque parezca mentira, quienes mejor papel desempeñaron fueron los legisladores del PT, Morena y Movimiento Ciudadano, cuyos coordinadores no siempre vieron con buenos ojos sus respectivas posturas, pero, al menos en el papel, se vieron superiores a los oficialistas en materia de argumentos, aunque no siempre en oratoria, que es lo mismo que demagogia.
  Inclusive, para confirmar lo anterior, fue precisamente una representante de Movimiento Ciudadano la que dio la mejor nota de despedida a los curules legislativos que hoy se “enamoran” por todo el país: La oaxaqueña Fabiola Valencia Ramírez que, objeto de burlas, rechiflas y demás ofensas por parte de priístas y corifeos, fue, sin embargo, la mejor centrada y honesta de todos en la conclusión del segundo periodo de sesiones del tercer año de la Legislatura.
Y vaya que tenía razón al reconocer me sentirse orgullosa de pertenecer a la Legislatura, cuya principal característica fue fungir como oficina de trámite del Poder Ejecutivo y, en muchas otras ocasiones, asumir el vergonzoso papel de defensoría pública del presidente Peña Nieto.
La historia del Congreso se escribirá como un Congreso incapaz de servir como dique de la ambición de riqueza y de poder de quien ostenta el cargo de presidente de la República.
Muchos años atrás, Montesquieu sentenció que cuando los Poderes Legislativo y Ejecutivo se reúnan en una misma persona o corporación no habría libertad, porque era de temerse que el monarca o el Senado hicieran leyes tiránicas para ejecutarlas del mismo modo.
Así ocurre exactamente cuando el Poder Judicial no está separado del Legislativo y el Ejecutivo. Con el primero, el imperio sobre la vida y libertad de los ciudadanos sería arbitrario por ser juez el legislador, y estar unido al segundo, sería tiránico porque gozaría el juez de la fuerza misma que un agresor.
Así, la LXII Legislatura fue sido incapaz de asumir su papel de contrapeso a la ambición de un hombre y, por el contrario, legitimó el despojo de los bienes nacionales, mutilación de los derechos laborales y centralización de la educación, con la intención de acabar de una vez y para siempre con el único dique de resistencia social del magisterio democrático y consciente.
¡Cuántos de esos legisladores no tuvieron la oportunidad de caminar ahora donde lo hicieron al inicio de su periodo! Seguramente se habrán percatado de que nada bueno ha sucedido, todo es un statu quo. La pobreza sigue ahí enquistada en el rostro de mujeres, hombres y nuestros niños, sobre todo en los Estados más amolados como el sur de Oaxaca.
Por el contrario, la gente se queja que hoy todo cuesta más. Pagan cara la gasolina y el pasaje porque a sus diputados se les una reforma fiscal para gravar el pasaje ante un “gasolinazo” que no frena. Hoy tienen menos posibilidades de comprar la canasta básica porque el sueldo no ha subido, ni habido crecimiento de la economía, pero ¿quién lo siente? La gente más pobre del país.
En la triste legislatura de marras se hicieron reformas constitucionales, y el Pacto por México de nada sirvió, pero la mayoría priísta-verde es responsables de que tengan más oportunidades un extranjero que los propios mexicanos, y todo por temor a votar contra las indicaciones de quienes ejercen el poder en sus partidos: Sus coordinadores.
Quienes tengan conciencia se darán cuenta al regresar a sus casas de que fueron cobardes, que no tuvieron el valor de defender esta patria como protestaron al inicio de la Legislatura, y más cobardes aun por no renunciar a sus prebendas y privilegios.
Es verdad que cuando uno de los poderes se somete al otro, o peor aún, cuando dos de los tres se somete a uno de ellos, en este caso al Ejecutivo que encabeza peña Nieto, se termina la libertad, un claro ejemplo de ello fue la libertad de expresión amordazada en la Cámara de Diputados.
Presidente de la Mesa en funciones y “curiosamente” representante del PRI en la Cámara, el diputado Francisco Agustín Arroyo Vieyra, intentó una y otra vez acallar la intervención de la diputada Aída Fabiola Valencia, quien le recordó que la escasa oposición siempre estuvo contra la pared, y callada con una aplanadora que no permitió jamás el debate.
No obstante, expresó que, seguiría de pie, no, no por necia, sino porque conoce a qué sabe la pobreza y cuánto duele la marginación, aunque estaba consciente de que algún día renacerá una patria para todos, en la que, en efecto las legisladoras quedaron en deuda con el género porque tuvieron miedo, porque cuando se trataba de reformar para que se tipificara la violencia política se acobardaron
Ah, pero, eso sí, hicieron discursos demagógicos y van a las campañas a presumir ser la mejor Legislatura por haber tenido ésta más mujeres, lo que, no obstante, de nada sirvió porque al votar piensan en masculino.
Para terminarla de amolar, siempre hubo oposición a que, por ejemplo,  Arroyo Vieyra encabezara la Cámara, por misógino.
         Así pues, ¡qué tristes!, pero ¡qué triste sonaron Las golondrinas” para esa triste Legislatura en poder del Ejecutivo!

(Permitida la copia, publicación o reproducción total o parcial de la columna con la cita del nombre de su autor)

*Luis Angel Cabañas Basulto, periodista yucateco residente de Chetumal, Quintana Roo, con más de 38 años de trayectoria como reportero, jefe de información, editor y jefe de redacción de diversos medios de información, también ha fungido como Jefe de Información de dos gobernadores y tres presidentes municipales, y publicado tres libros.


luancaba@hotmail.com                                                      leg_na2003@yahoo.com.mx                      http://facebook.com/luisangel.cabanas            luisangel.cabanas@facebook.com                                
@legna2003                                                                 http://luisangelqroo.blogspot.mx

Comentarios

Entradas populares de este blog

¡Nuevo, sonado escándalo en la Fiscalía!                                                                                  Lic. Luis A. CABAÑAS BASULTO*          Mientras la gobernadora de Quintana Roo, la verde-morenista Mara Lezama, está más preocupada por la supuesta posibilidad de ser nombrada una de las últimas colaboradoras de la virtual nueva presidente de México como próxima Secretaria de Turismo, sus propios colaboradores siguen haciendo de las suyas, principalmente en la Fiscalía General del Estado.          No sabemos qué tanto esté involucrado el titular de la dependencia, Raciel López Salazar, no así el Fiscal del Distrito Zona Norte, Sergio Iván Cruz Ledezma, a quien el sábado acusaron desde el portal Noti-Ulin , de tener un  “Edén” y habla de una “red de corrupción y poliamor en la Fiscalía”, según sugestivo título que aparece en redes sociales.          Ignoramos si la propia Mara Lezama lo nombró o si sería “chanchullo” de Raciel López, como lo han sido sus demás
¡Lluvia... de millones de pesos en la SCJN!                                                                                  Lic. Luis A. CABAÑAS BASULTO* Mientras nosotros preocupados por el huracán “Beryl”, una lluvia de millones de pesos gozan los ministros de la Suprema Corte de Justicia de la Nación, y de ahí su “indignación” en que se reforme el Poder Judicial, según se puso de manifiesto el martes, con ocasión del tercer foro para la reforma que, bajo el título “Austeridad, fideicomisos y derecho laboral de los trabajadores”, se realizó en Toluca, Estado de México. Ante el presidente del Tribunal en el Estado de México -también del Consejo de la Judicatura del Poder Judicial de esa entidad-, a quien el senador Ricardo Monreal Ávila dijo :  “¡viva también la austeridad para usted!”, el tema de este foro tuvo que ver con la austeridad, fideicomisos y derechos de los trabajadores del Poder, posición jurídica y política. Según se explicó, los derechos laborales de los trabajad
Infierno de mujeres… ¡paraíso de juzgadores!                                                                                  Lic. Luis A. CABAÑAS BASULTO* Las renombradas reformas al Poder Judicial, donde jueces, magistrados y ministros son los principales cuestionados, en estos tiempos de mujeres, que hace 69 años votaron por primera vez, el reclamo popular es que la justicia está muy lejos de la gente, y existe un reproche constante y permanente, donde, tan sólo en el ámbito penal, ¡el 40% de los reclusos de los centros penitenciarios! carecen de sentencia. Acorde con el tema, lo más grave es que, en la mayoría de los casos, las afectadas son mujeres, la mitad de las cuales, por si fuera poco, tampoco tiene sentencia, y tres de cada 10 de ellas han esperado más de dos años una resolución, sin olvidar casos en los que llevan más de 15 años. Lo cierto es que tan sólo el 4% de las investigaciones de las Fiscalías federales o estatales avanza en los tribunales que, para todo, les